Analizamos el nuevo disco de Bruno Mars, Unorthodox Jukebox

Bruno Mars puede decir que no es sólo el solista masculino que más discos vendió en 2011, sino que además parece ser de los pocos que garantizan el que la música “mainstream” o de hecho más comercial pueda mantenerse en un nivel aceptable sin tener que caer en producciones infectadas por el marketing.

Se nota que el cantante es un apasionado de la música, mucho más que del éxito que esta le pueda proporcionar, y aunque logró con su primer disco que temas como “Just the way you are” le encumbraran entre los más populares, lo cierto es que todavía se descubren en sus temas “joyas muy personales” o el  hecho de que este nuevo álbum sea sin duda alguna una mezcla “poco ortodoxa” de estilos y de una influencia bastante añeja.

A nadie le extraña ya el decir que Mars es una especie de nuevo Michael Jackson, pero lo cierto es que el chico ha escuchado también mucho de James Brown, de Bob Marley, de  Elvis Presley, de The Police e incluso me atrevería a decir que de Elton John, ya que todos ellos parece que suenan de alguna manera en este disco en el que si bien él es productor de cada tema, también ha contado con colaboradores de lujo como Mark Ronson y que de hecho es responsable del primer sencillo extraído, “Locked out of heaven” y que produjo junto a Emile Haynes y Jeff Bhasker.

De todos modos, el único “pero” que se le puede encontrar a la trayectoria de Bruno Mars el que quizás le falta algo más de mensaje en sus canciones más allá de hablar del desamor, de la belleza de una mujer a la que le gusta el dinero o de hecho de sus proezas en la cama.

 Unorthodox Jukebox, tema a tema:

Young Girls:

Gran acierto el comenzar este disco con un tema que si bien comercial, cuenta con uno de los mejores estribillos que hasta la fecha ha escrito Bruno Mars. Se lanzó como segundo tema aunque bién podría haber sido el primero.

Locked Out of Heaven:

El tema con el que se presenta el disco es el segundo corte del mismo y la verdad es que tras escuchar una canción tan grande como la antes mencionada, es un acierto el sumergirnos en esta canción que parece que canta el propio Sting debido a la influencia del sonido The Police.

Gorilla:

El tema más divertido del disco (en cuanto a la letra) y aunque no es tan ligera como aquel “The Lazy Song” del primer disco, recoge en su letra las hazañas sexuales del cantante sin que puedas dejar de escuchar lo que explica en ella.

Treasure:

Un tema que suena muy del estilo funky e incluso podemos decir que bebe un poco del “G-Funk”. Un gran tema para disfrutar con amigos y que de nuevo tiene el acierto de contar con un estribillo que se te pega desde el primer momento.

Moonshine:

Mi tema favorito del disco es este sofisticado “Moonshine” en el que Mars deja patente porque es el mejor artista masculino del momento. Una gran canción con un estilo muy ochentero.

When I Was Your Man:

El estilo de cantar de Michael Jackso y un piano que bien podría tocar Elton John se únen en la inspiración de un corte que también destaca y que de hecho ha sido el cuarto que se ha dado a conocer y el único que por el momento ha puesto “nervioso” a Mars tal y como él publicaba hace poco en Twitter.

Natalie:

Si Michael Jackson tenía a”Billie Jean” o a  “Dirty Diana” o hablaba de Annie en “Smooth Criminal”; Bruno Mars le dedica un tema a “Natalie” y que a pesar de robarle el dinero y tratarle fatal ha hecho que componga un tema con mucho “soul”.

Show Me:

Uno de los mejores temas que tenía el primer disco de Bruno Mars fue “Liquor Store Blues” cantada junto a Damian Marley y este “Show me” parece su segunda parte aunque mucho más festiva e ideal para escuchar a todas horas el próximo verano de 2013.

Money Make Her Smile:

Tema que Mars escribió tras ver como su tema “Just the way you are” sonaba en un club de striptease y que llevó a querer escribir la historia de esta joven que sólo se mueve por dinero.

If I Knew:

Este “jukebox” que propone Mars se cierra con un tema propio del “soul” más antiguo y que de hecho ya ha recuperado R.Kelly en sus últimos discos aunque es de agradecer que todavía en 2012  podamos bailar baladas tan profundas como esta.

Compartir en Google Plus

Acerca de Blanca Espada

Adicta a todo tipo de música mientras mi cuerpo se mueva a su ritmo. Me gusta escribir y por ello mezclo mis dos pasiones en Usónica. Estudié audiovisuales y por ello las bandas sonoras son mi debilidad.
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios